Boletín de prensa – Los microcarros antiguos se toman el Aeropuerto Olaya Herrera
29 septiembre, 2017
Boletín de prensa – Conversatorio sobre patrimonio y tango en el aeropuerto Olaya Herrera
25 octubre, 2017

Microcarros antiguos, los grandes de la historia

Por Mauricio López Rueda

Hasta el 17 de octubre nuestros visitantes podrán disfrutar de la exposición de Microcarros antiguos en el Hall Central del Aeropuerto Olaya Herrera.

Viendo el BMW Isetta 300, fabricado en Alemania en 1962, Juvenal Mosquera se queda boquiabierto, como si no le diera crédito a sus ojos. El hermoso “Gogomóvil” color mostaza, tan popular en Europa durante los frenéticos años del rock and roll y la mini falda, también llama la atención de un pequeño de 10 años de edad, quien le pregunta a su madre con visible emoción: “Mamá, ¿estos funcionan con moneda?”.

Y así, de 6:00 de la mañana a 6:00 de la tarde, todos nuestros visitantes se dejan deslumbrar por la Exposición de Microcarros Antiguos, la cual estará hasta el 17 de octubre permitiendo observar de cerca la innovadora forma de transporte que se produjo en Europa tras las Segunda Guerra Mundial, ayudando a superar la crisis económica que dejó la cruenta batalla entre Nazis y Aliados.

La exposición es un regalo para los cientos de viajeros y visitantes que circulan por nuestro Hall Central cada día y se hizo en colaboración con la Fundación Museo del Transporte. Son en total nueve modelos de mini carros, entre los que destacan el Mini Moke, de fabricación inglesa; el CC Four, de la marca Crosley, de fabricación estadounidense; además del Vespa 400 y el Bianchina, de la marca Autobianchi, dos creaciones italianas.

Pero sin duda, el Isetta se roba el show por su diseño de burbuja y sus lámparas, que le dan el aspecto de un gracioso insecto. La marca llegó a vender, en los años 60, más de 170 mil unidades en todo el mundo.

Los mini carros son de una o dos puertas, a veces con asientos para una sola persona y máximo tres. Su motor de 700 centímetros cúbicos podía acelerar hasta los 80 o 90 kilómetros por hora. Hoy estos Microcarros hacen parte de los museos, o descansan en los garajes de algunas familias que cada tanto desempolvan sus motores y los devuelven a la vida.

“Eran vehículos muy útiles y muy baratos. Después de la guerra para la gente era imposible hacerse a un carro normal, y por eso aparecieron los mini. El Alcalde de Medellín, Federico Gutiérrez, se mostró muy entusiasmado con la exposición”, señaló el Gerente del Establecimiento Público Aeropuerto Olaya Herrera, Jesús Sánchez.

Somos patrimonio y esta exposición de Microcarros Antiguos hace parte de una serie de eventos culturales que como Bien de Interés Cultural de la Nación queremos ofrecer a viajeros y visitantes en el marco de la celebración de nuestros 85 años.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *